¿Tu perro es hiperactivo? Averígualo ahora

Mi perro es hiperactivo? Claves para descubrirlo | Consumer

Un perro hiperactivo puede ser un problema debido a que genera comportamientos impulsivos y obsesivos, lo que deriva en una pésima convivencia familiar. No obstante, este no es el principal problema, ya que la hiperactividad podría afectar hasta la salud de tu animal de compañía. Conoce a continuación, cómo tratar este problema que padecen millones de animales de compañía en el mundo.

Antes de comenzar, te invitamos a formar parte de la comunidad oficial en Facebook. Para acceder a ella, solo es necesario acceder al siguiente enlace y posteriormente apretar en la opción de «unirme al grupo». Recuerda que «¡Vivir con mascotas es vivir de verdad!».

Síntomas de la hiperactividad

Es importante no confundir la hiperactividad con que sea juguetón, por lo cual a continuación te presentaremos los síntomas para poder identificar este comportamiento de forma sencilla:

  • Ladra en exceso. Un perro que ladra hasta por el mínimo estímulo puede estar sufriendo de ansiedad. Es importante definir que es lo que genera este constante ladrido y además corregir este comportamiento de inmediato.
  • Come sin parar. Si tu animal de compañía come compulsivamente es posible que sea un perro hiperactivo, por lo cual debes de revisar con tu veterinario que no esté sufriendo alguna enfermedad que provoque este tipo de comportamiento. Es posible controlar la velocidad con la que consume tu animal de compañía su alimento mediante unos platos especiales.
  • Agresividad. Los perros hiperactivos tienden a ser agresivo con otros perros o inclusive con personas, debido a su energia acumulada y fácil irritabilidad.
  • Desobediencia. Un perro hiperactivo no va a prestar atención a las ordenes que le des debido a que pareciese que su mente está en otro lado. Simplemente ignorarán cualquier orden que puedas darle.
  • Muerde mucho o destroza cosas de la casa. Los perros hiperactivos normalmente destruyen muebles de la casa, se comen los zapatos, destrozan todo lo que tengan a su alcance sin razón aparente.
  • Se persigue la cola. Si no existe una enfermedad que genere esto, posiblemente se deba a un exceso de energía.
  • No controla su esfínter. Es probable que aunque haya salido a hacer sus necesidades tu perro orine en distintos lugares de la casa. Esto no es debido a una mala educación, sino por un problema de hiperactividad.

Recomendaciones

Para tratar a un perro hiperactivo es necesario poder identificar los síntomas que presenta para poder, posteriormente, analizar lo que lo está generando y asi poder combatir dicho problema.

¿Alguna duda, opinión o sugerencia? Comenta, tu opinión es muy importante para nosotros. De igual manera, te invitamos a visitar nuestro blog oficial, en el cual podrás leer artículos igual de interesantes que este. Para acceder a ellos, solo debes hacer click en el siguiente enlace.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *